Mercedes Sprinter podrían estar afectadas por fraude en las emisiones

Mercedes podría llamar a revisión a 260.000 unidades de su modelo Sprinter, ya que incorporarían un software ilegal para vulnerar la normativa de emisiones.

El año pasado ya os informábamos de que Mercedes estaba bajo investigación por la autoridad de control alemana KBA, por un supuesto fraude en las emisiones y que afectaba, a priori, a muchos de sus modelos. En Abril de este año se informaba de que el Mercedes GLK 220 CDI estaba en el punto de mira de las autoridades.

La “trampa” que indicaban era que el software del motor OM 651 incorporaría un control de temperatura para mantener artificialmente más fría su refrigeración y así, retrasar el calentamiento del aceite del motor. Con ello conseguían superar en el banco de homologación los límites de NOx del Ciclo NEDC.

Las nuevas informaciones señalan que las primeras afectadas por una programación ilegal serían la 2º generación del modelo Sprinter, producidas hasta el año 2016 y que habría una llamada a revisión como sucedió en el caso de Volkswagen. Y es que las Mercedes Sprinter equiparon el motor OM 651 como el GLK, por lo que esta motorización sería la candidata para esta posible llamada a revisión.

Recientemente Daimler llegó a un acuerdo para pagar 870 millones de euros en concepto de multa, por no supervisar correctamente que sus vehículos no violaban las normativas de emisiones. Además, desde que saltó este posible escándalo, Mercedes ya declaró que se ponía manos a la obra para encontrar una solución técnica.

Estaremos atentos ante las posibles noticias para ampliar la información ya que podría afectar a más modelos.

Fuente: Automotive News Europe

Diego M.

Carspotter y amante de los clásicos.

A %d blogueros les gusta esto: