Audi presenta su nueva gama de híbridos enchufables

Audi presenta su nueva gama de híbridos enchufables (PHEV) en el Salón de Ginebra de 2019. Estarán disponibles para los modelos Q5, A6, A7 y A8, todos ellos con una autonomía en modo eléctrico de más de 40 km en el ciclo WLTP y cuentan con un sistema de recuperación de energía de frenada.

Dependiendo de cada modelo, se ofrecen en dos versiones, una versión de confort y otra con una configuración deportiva. La configuración deportiva tiene elementos S line, una suspensión más firme y mayor impulso eléctrico, Las nuevas versiones híbridas enchufables de Audi llevarán la identificación “TFSI e”. La denominación “e-tron” se reservará exclusivamente para los vehículos 100% eléctricos.

La batería de iones de litio del A6, A7 y A8 contiene 104 celdas, que se combinan en ocho módulos. Almacena 14,1 kWh de energía con una tensión de 385 V. La batería de iones de litio del Q5 tiene celdas prismáticas y la misma capacidad.

El A8 híbrido enchufable tiene un motor de combustión y un motor eléctrico síncrono de imanes permanentes que actúa a la vez como motor y generador. Está integrado junto con un embrague en la caja de cambios tiptronic de ocho velocidades, que envía el par al sistema de tracción total permanente quattro.

Las versiones híbridas enchufables del A7 y el A6 utilizan el mismo sistema eléctrico de propulsión y su batería tiene una capacidad idéntica a la del Audi A8 PHEV. Junto con el motor eléctrico integrado en la transmisión de doble embrague cuentan con un motor de gasolina. Ambos modelos están disponibles en dos versiones de potencia, con diferentes prestaciones. El grupo propulsor en el Audi Q5 PHEV sigue el mismo concepto que en los Audi A6 y A7.

La gestión del sistema híbrido de las versiones enchufables se realiza mediante la selección de modos de conducción, por defecto, el arranque se produce en modo eléctrico “EV”; el motor de combustión se activa dependiendo de la situación. Los modos vinculados al sistema eléctrico se denominan “EV,” “Auto,” y “Hold.” En el modo “Auto”, el vehículo gestiona automáticamente la energía aportada por cada motor. En el modo “Hold”, el sistema de propulsión mantiene el estado de carga de la batería. Los modos de conducción típicos en Audi, “comfort”, “efficiency”, “auto” y “dynamic” mediante el sistema Audi drive select, también están disponibles en los PHEV.

Otra novedad de los modelos PHEV de Audi es el la gestión de energía de forma predictiva, evalúa los datos del navegador durante el guiado activo y la información del asistente predictivo de eficiencia, como otros sensores del vehículo; con esta información, crea una planificación previa para toda la ruta. También cuentan con el sistema denominado “pedal activo del acelerador”, facilita al conductor, con una respuesta háptica, para que la conducción sea lo más eficiente posible. Si el conductor deja de pisar el acelerador estando el cambio en la posición D, junto con los perfiles “auto” y “efficiency” del Audi drive select (por debajo de 160 km/h), ambos motores se desconectan y se apagan, iniciando el modo de marcha por inercia. En la posición S del cambio y con el perfil “dynamic”, el motor eléctrico permanece activo en modo de deceleración y recupera energía.

Al tratarse de modelos enchufables, incluyen un sistema de carga de serie que incluye cableado para tomas domésticas e industriales, más un panel de control. Como opción, ofrece una wallbox y un cable de tipo 3 para estaciones públicas de carga. En un conector con una potencia de 7,2 kW, la carga completa de la batería de estos modelos tarda unas dos horas.

Diego M.

Carspotter y amante de los clásicos.

A %d blogueros les gusta esto: